Según el informe “¿Realidad o Ficción? La recuperación económica en manos de una minoría

Publicado por la ONG Oxfam Intermon el pasado día 22 como paso previo a la apertura del Foro Económico Mundial en Davos, el 40% de la riqueza generada en España entre 2016 y 2017 fue a parar a manos del 1% de la población, la más rica.

Te puede interesar: FORO DE DAVOS: “AMÉRICA PRIMERO”

Y mientras que las retribuciones más altas subieron un 15% en el mismo periodo, los salarios más bajos se redujeron en la misma proporción.

La comparativa entre ambos estratos laborales se plasma en el informe: un empleado medio tiene que trabajar 29 años para cobrar lo mismo que un directivo en un año. En pocas palabras, y según el informe de Oxfam Intermon, la recuperación económica en España ha favorecido cuatro veces más a los ricos que al resto de la población.

Los datos a nivel mundial son más desiguales, es el 82% de la riqueza generada durante el año pasado la que va a parar a manos del 1% de la población más rica, quedando prácticamente un 50% de la población mundial sin ninguna mejora salarial.

En su informe, Oxfam Intermon insiste con España por el aumento de la desigualdad registrada, que ha llegado a situar al país como el tercero con más desigualdad de toda la Unión Europea.

Pese a ser una de las economías que más crecen de la Unión Europea, pese a haber recuperado el nivel de Producto Interior Bruto anterior a la crisis, la ONG advierte que esta recuperación económica no ha servido para reducir la brecha de desigualdad que la propia crisis generó, “ya que los beneficios de la recuperación se están distribuyendo injustamente”.

El pasado año 2017, cuatro nuevos multimillonarios españoles pasaron a formar parte de la lista Forbes, que entre las mayores fortunas del mundo ya incluye a 25 multimillonarios españoles.

Otro de los factores que según Oxfam Intermon ayudan a propiciar la desigualdad es el sistema fiscal tributario, ya que son los trabajadores los que soportan el sistema con sus impuestos. En el año 2016, el 83% de la recaudación fiscal tuvo su procedencia del IRPF y del IVA, impuestos que básicamente pagan las familias, mientras que el Impuesto de Sociedades solo aportó el 12%, diez puntos menos que en 2007, lo que nos sitúa como el cuarto peor país de UE con peor capacidad de redistribuir los impuestos.

Según la organización, “esta injusta situación se debe al peso de los impuestos indirectos que castigan desproporcionadamente a los más pobres, pues los ricos tienen un consumo menor de los mismos productos, unido a su mayor capacidad de ahorro”.

 

Referencia: http://www.rtve.es/noticias/20180122/recuperacion-economica-espana-favorecido-cuatro-veces-mas-mas-ricos-segun-oxfam-intermon/1665140.shtml